Tras desayunar, a seguir ruta. Hoy destino final probable (todo depende de cómo nos vaya el día y lo que nos vaya gustando o no) Pont-Aven.

De camino paramos en Kerfany-Plage y aprovechando que el tiempo parece que está bueno nos quedamos un rato en la playa. Justo cuando llegamos parece que alguien nos está vacilando y según ponemos las toallas empieza a llover… empezamos a recoger todo… y ¡para de llover y empieza a salir el sol de nuevo! El resto de la mañana lo pasamos allí, la temperatura es buenísima y el sol calienta bien.

image

image

Antes de comer nos animamos a nadar un poquillo los dos juntos. Cogemos el Safer-swimmer (hay mucho barquito, vela y demás por la zona y es un buen invento)

image

y nos vamos durante unos 20 minutos. Aunque la playa es de arena, entrar al agua cuesta bastante y hay que andar con cuidado porque hay mucha roquilla, pero allí que vamos. La temperatura del agua es fresca pero está bien, así que disfrutamos del tiempo nadando.

image

Sobre las 4 de la tarde llegamos a Pont-Aven. El parking para autocaravanas (gratuito y se puede pernoctar) está en las afueras, pero bien cerca a pie. El pueblo es conocido por ser pueblo de artistas, y tras visitarlo no deja lugar a dudas que así es. Bien bonito, damos una vuelta por sus calles y entramos a salsear un poco en alguna tienda. La de chocolates llama mucho pero no llegamos a comprar nada (si compraramos en cada tienda que vamos la llevamos clara jeje, nos quedamos sin vacaciones antes de empezar).. y luego nos dice Marta en Facebook que en una tiendita de Pont-Aven ha comido el mejor chocolate de su vida, manda eggs.. jejeje

image

image

image

image

Pasamos por la oficina de turismo, donde además de coger el plano de la ciudad, cogemos el plano de Finisterre y una revista con todos los eventos que hay día a día en los diferentes pueblos de la zona. Sobre las 7 retirada a la autocaravana, y no mucho más tarde empieza a llover de lo lindo.

Entre leer los eventos de la zona (localizamos unos cuántos interesantes, entre los cuales hay una fiesta del langostino, un natathlon y una marcha BTT), jugarnos a las cartas la cena y el fregado y leer un poco llega la hora de la cena y de ir a dormir.. 😉 Mañana las previsiones de tiempo son malas de narices (hemos echado una ojeada en la oficina de turismo), así que probablemente mañana tocará turismo puro y duro, nos iremos a Concarneau a visitarlo y ver venir