El viernes como en media hora para poder salir a las 4’30 del trabajo. Por delante algo más de 4 horas para llegar al destino  del fin de semana: Sariñena – Huesca.

A medio camino paramos para tomar y comer algo. Y mira que el recorrido es largo, nos juntamos con Fran y Vero en el mismo bar.. 😉 Estamos una media hora o más parados y charlando con ellos en una terraza.

A Sariñena llegamos sobre casi a las 10 de la noche. Cenamos pronto y a dormir sobre las 11 y algo.

Sabado 1 de Mayo. Maraton de los Monegros de BTT

A la noche no ha parado de llover, y sobre las 6-7 de la mañana ha caido una buena tormenta. Incluido un rayo que muy cerca ha debido de caer, ya que el trueno ha sido impresionante (luego lo hemos comentado todos).

Hoy no hay despertador que valga. La marcha sale a las 2 de la tarde y tenemos que intentar recuperar el sueño perdido entre semana. Pero tenemos unos vecinos que parece que no se dan cuenta que todo el resto de autocaravanas estamos durmiendo. Así que tras estar un rato dando vueltas en la cama, nos levantamos sobre las 8’20. Por lo menos lo que hemos dormido lo hemos hecho de lujo.

Mientras estamos desayunando

nos viene Fran con unas pastas buenísimas de Salamanca. Cogemos unas cuantas y la verdad es que son muy ricas. Gracias chavalotes!

Un poco más tarde aparece OskarRaju, con una cara de dormido de las buenas. Ayer llegaron a las 4 de la mañana, así que no ha dormido mucho.

Estamos charlando un ratillo sobre su bici, una Cannondale Scalpel, el modelo que vamos a traer pronto nosotros (aunque él tiene el tope de gama, la Team, nosotros vamos a traer la Cannondale Scalpel hi-mod 1). Deja a Iñaki con los dientes largos, así que luego pasaremos por su furgo a verla!!!

Todavía es muy pronto, la organización anda montando todo. Recogemos el dorsal y allí vemos a Juan Carlos Najera, de ExtremSport y a quien conocimos en nuestra luna de miel en Raid Trans Atlas 2008. También nos reconoce Jokin de ExtremSport y estamos charlando un rato con él.
Damos una vuelta por el stand de Orbea

Nos vamos al pueblo a tomar un café. En el camino está la furgo en la que esta OskarRaju y un compañero. Todo emocionados no nos damos cuenta que están dormidos, es para matarnos. Encima al compañero no le conocemos, jeje.. Espero que no se haya mosqueado mucho, Oskar ¿nos ha puesto verdes? jeje. Les dejamos que sigan dormidos y nos vamos al pueblo

Ya se nota ambiente ciclista. Además los bares de Sariñena ofrecen a partir de las 11 de la mañana: Menú ciclista. Tras dar una vuelta antes de las 12 volvemos a la autocaravana a preparar las bicis, poner dorsales


OskarRaju y su amigo ya se han levantado, y vienen por la zona de autocaravanas. Iñaki le esconde la bici mientras Oskar va al baño, pero nada más verle salir del baño con la cara de susto que  pone… le dice que la tiene él.

(hoy nos matan, jeje)

Toca comer pronto. Como no, pasta… a estas horas, no hay mucha hambre, pero hay que comer y bien, que lo de la tarde se hará largo.

A las 13:30 vamos hacia la salida, antes sacamos una fotillo.

Hay bastante gente en la zona de salida. Estamos allí con los Hiris, y vemos a Tere que ha venido a acompañar a Luis, quien está en primera linea de salida.

Justo un poco de la salida, cuando quedan unos 10 minutos Iñaki se da cuenta que en el freno de disco trasero de Fran falta el pasador. Fran dice que cree que ha sido hace poco cuando se le ha perdido, ya que ha notado algo. Voy a buscarlo mientras Iñaki se queda intentando colocar en su sitio el las pastillas . Y de repente, dan la salida. Iñaki llamandome, y yo a coger la bici, sin guantes ni nada.. jeje.. empezamos bien. Fran va a salir así, con freno delantero y ver venir.

Enseguida los Hiris se van para adelante. Yo como siempre intentaré terminar y según vaya encontrandome veré si puedo forzar más o no. En marcha me pongo los guantes, y menos mal que me los pongo.. porque mas adelante me harán falta.

Al principio vuelta por Sariñena en asfalto, y vamos por asfalto y una pista de grava hasta empezar a adentrarnos en el desierto de los Monegros. Se rueda rápido, ya que es en ligero descenso. En este tramo se nota un poco de tensión ya que hay gente que quiere remontar puestos y la pista no es muy ancha. ¡Qué ganas de estar más tranquilos!

Tras pasar un repecho de grava y un pequeño descenso por asfalto nos adentramos por pistas de arena para rodar entre polvo unos cuántos kilómetros.

A lo lejos se divisa la estela de polvo que van dejando los participantes que van por delante.

Pronto afrontamos la primera subida larga de la prueba. No es una subida dura como a las que estamos acostumbrados en otro tipo de marchas.

Pero aquí es donde la bici empieza a darme más problemas. Los piñones no me cambian bien.. hay piñones por los que no pasa la cadena. Cuando necesito un piñon, justo ese me falla y me sube dos. Así que tengo que elegir entre ir con mucha cadencia (más que de normal aún) o atrancada. Por supuesto elijo mucha cadencia, lo de atrancada sé que me reventaría las piernas. Empiezo a revirarme. Aquí va a venir mi objetivo de la marcha: terminarla controlando la cabeza y no perdiendo todas las fuerzas de la mala leche. La bici falla sólo en cuestas arriba, para llanear va bastante bien, es cuando más fuerza tengo que hacer en los pedales cuando más falla.  

A partir de este punto disminuye la tensión en la marcha, ya que ya hay más distancias entre unos y otros y la cosa se tranquiliza, puedes rodar tranquilamente sin preocuparte mucho de los que tienes al lado.

Pasamos el primer avituallamiento en el que no paramos, ya que vamos sobrados de provisiones. Ya pararemos en el siguiente. La verdad es que hay 4 avituallamientos y eso está muy bien… y bien repartidos además.

Ahora nos espera un continuo descenso suave hasta el kilómetro 57 donde está el segundo avituallamiento.  Esto unido al viento de culo hace que pasen los kilómetros rápidamente.. 😉 En este avituallamiento sí que paramos. Allí están los Hiri, que según llegamos nosotros salen ya a seguir con su marcha. También están Vero con una amiga sacando fotos..;)

Rellenamos los bidones, media barrita (las tienen partidas y sin papeles, muy buena idea para no ensuciar) y medio platano. En este avituallamiento está Jokin de ExtremSport a quien saludamos y seguimos con la marcha. Todavía queda mucho por delante, de momento voy bien, veremos cómo ando. Eso sí, me estoy dando cuenta que de pulsaciones ando altita para lo que suelo andar, pero me siento muy agusto, espero que no me pase factura.

La bici falla en momentos y cuando más lo necesito, pero la verdad es que me estoy controlando muy bien, no me estoy cabreando “mucho”. Solo en un par de momentos me pongo de mala leche y la verdad es que me sorprendo como consigo calmarme y controlar la cabeza. ¡Bien! Voy a conseguirlo, tan solo me queda terminar la OTRA MITAD de marcha que aún queda, jeje..

Ahora es cuando empezará la zona más dura de la marcha, ya que se cambia el sentido y afrontaremos una subida sin mucha pendiente pero con viento en contra, durante más o menos 20km. Es suave la subida, ya que en estos kilómetros tan solo subiremos unos 300 metros de desnivel.

Tras la subida, hay una larga bajada por pista de grava que nos lleva
hasta el tercer avituallamiento. Este también nos lo pasamos, ya
pararemos en el siguiente. Aquí nos metemos en una pista de tierra y
arena .

De aquí salimos a una zona de cultivos, donde hay una subida
pequeña con aspersores de agua que nos mojan y que agradecemos. No es
que haga mucho calor para la zona que es, pero se coge a gusto.

Eso sí, ya nos habían avisado que había una cuesta corta pero pronunciada en la que casi todo el mundo subía a pie. Y realmente así es, hay tanta gente subiendo que se hace imposible coger camino libre para subirla. Hasta Iñaki echa un poco pie a tierra, pero el lo sube todo montado. Con menos gente sí que se sube, no he tenido duda.

Aquí Paco, que también hemos coincidido esta vez.. 😉

Ahora toca llanear con fuerte viento fronto-lateral. Y ya cada uno vamos buscando alguna rueda para refugiarnos. Yo tengo la mejor rueda en la que refugiarme.. 😉

Tras algo más de 10km rodando asi, llegamos al cuarto avituallamiento donde paramos a rellenar los bidones. Aprovecho también para comer media barrita de las que tienen allí. Ahhh.. para ahora ya me he tomado 2 geles Sis de cafeina, que han hecho su trabajo bien.. 😉 El agua que cogemos del avituallamiento sabe a gloria, ya a estas alturas es lo que mejor entra.

Repetimos recorrido hasta meta en dirección contraria al comienzo de la prueba. Primero unos cuantos kilometros sobre la pista de arena y tierra, para posteriormente coger la zona de asfalto que nos conducirá a la pista de grava.

En la zona de asfalto y viendo que  ya no quedan muchos kilómetros para terminar empiezo a acordarme de la cerveza que voy a tomarme en meta. Empezamos a hablar Iñaki y yo sobre eso, que si la cerveza que bien entrará, que ya está hecho.. nos acercamos e Iñaki se acerco a apoyarse en mi hombro.. y mientras vamos hablando y riendo… ZAS!!! los cuernos de las bicis se quedan enganchados… OH OH OH!!! hacemos unos metros enganchados, hasta que al final la menda va al suelo.. Buena galleta! En asfalto… En el codo tengo algo, pero no quiero ni mirar, la verdad. Soy muy cagada para estas cosas.. Pasa gente que para a preguntar si estamos bien.. y se agradece. Estamos bien, si.. ha sido un aviso sin más: en bici no puedes relajarte ni un segundo, mira lo que pasa. Y doy gracias porque me levanto sin ningún problema, un poco dolorida pero aparentemente no es nada serio. Lo unico que pasa por mi cabeza entonces es terminar ya cuanto antes la marcha y que me miren lo que tengo. Estoy bien para pedalear, así que seguimos con la ruta. Iñaki está pasado, apurado y no hace más que pedirme perdón. Digo yo que perdón por qué?? Hemos sido los dos los que nos hemos descuidado, y no ha sido nada para lo que podía haber sido. El culotte con un agujero a la altura del muslo, pero parece solo rasguño. El codo derecho lo miro y tiene unas heridas que no parecen gran cosa, el izquierdo magullado sin más.. y lo que no veo es la cadera.. tengo algo fijo, pero seguro que es poco.

En la pista de grava y piedras nos alcanza por detrás Alex Olea, un chico de la Iban Mayo Lagunartea y con el que hemos coincidido muchísimas veces. Hacemos los kilómetros finales con él.

Otro día que acabo contentisima una marcha:

He conseguido controlar mi cabeza cuando he tenido un problema con la bici (y me ha dado muuucha guerra la verdad)
Me he pegado una galleta avisándome que no podemos descuidarnos, y no ha sido nada para lo que podía haber sido.

En meta cuando pasamos el speaker hasta dice mi nombre.. lo oigo, pero como no sé ni donde está ni miro. Lo unico que quiero es ir a la Cruz Roja a que me limpien un poco las heridas. Luego me enteraré que era Jokin de Orbea, con quien he intercambiado algunos correos y que me ha conocido por el maillot. 😉

Tras pasar por la Cruz Roja y limpiarme un poco las heridas.. que no la cara..

vamos a la zona de música, comidas y demás. Está fenomenal preparado.

Allí empezamos a ver a la gente, OskarRaju (que hace tiiiempo que ha terminado).. los Hiris tambien están por ahi comiendo, vienen Tere y Luis. Luis ya está duchado y todo (también hace muuucho que han terminado), Joseba y familia..



Para comer hay fideua y con un par de platos y unas cervecillas nos sentamos a charlar un rato.



<

Para cuando queremos ir a ducharnos son las 7’30 y el sorteo empieza a las 8. Hay que estar presente, así que nos quedamos allí todo sucios (nos daremos cuenta lo sucios que estamos más adelante)

tomando cervecillas y bien a gusto.

Antes del sorteo está la entrega de premios, que al final empieza a las 8’30 pasadas.

Y luego ya viene el sorteo. Para la hora del sorteo Iñaki está ya de frio, pero allí que aguantamos.


Los premios son para estar allí: una PlayStation, una bicicleta Orbea y 2 viajes a Lanzarote. No hay suerte, pero la esperanza es lo ultimo que se pierde, jeje.

Tras esto, cogemos las bicis y vamos a ducharnos. Alli es donde veo qué tengo en la cadera, un buen golpe con herida, pero sin más. Eso sí, la pobre camiseta blanca que tenía puesta creo que no volverá a ser de ese color. Entre el polvo y la sangre de la herida de la cadera, no volverá a ser blanca. Pondremos a prueba los productos de limpieza, jeje

Nos hemos tomado unas 4 cervecillas, y creo que me han venido bien.. por lo menos no me molesta casi nada y estoy bien.

Tras la ducha, nos vestimos más (hace fresco) y volvemos a las carpas hasta que ya no queda casi nadie.

Eso sí, todavía sigue llegando gente, a oscuras, con luces.. Estos sí que tienen mérito. Desde las 2 de la tarde y son más de las 10 de la noche y ahí que vienen. A dos que vemos llegar les felicitamos, vienen más contentos que unas pascuas, y la verdad es que estos son los que verdaderamente tienen mérito.

Tiene que hacerse muyyy duro tanto tiempo encima del sillín!

Una cervecilla más con un plato de fideua (este ya si que entra bien), y a dormir para las 11 y algo.

Hoy me tocará dormir con cuidado.. a ver qué tal.

Domingo 2 de Mayo. Sariñena y vuelta a casa

Me he despertado varias veces a la noche, pero sin más, coger postura de nuevo a dormir. Descansamos bien..

Cuando me despierto y me levanto veo que sigo estando bien. Tengo un poco dolorido la zona del cuello, pero es normal. Los moratones serán buenos y muy buenos, pero las heridas están bien, y no tienen pinta de infectarse ni nada.

Y tampoco parece que tenga ninguna piedrilla (el de la Cruz Roja intentó asegurarse de ello). En la mano derecha también la pinta es mejor que ayer, tengo un derrame y moratón importante, pero no tengo nada.. Vamos que sigo contenta, jeje. Eso sí, ahora para una temporada me dará verguenza ir a la piscina. Yo que quería retomarla esta semana… tendrá que esperar.

Tras dar una vuelta por Sariñena, limpiar las bicis en la gasolinera



cogemos camino a casa. Comemos en el camino y hoy tocará noche de peli y cena del chino.

Ahhhh.. mañana mi querida bici pasará por la tienda a cambiar cables y fundas. Según nos ha comentado Luis (tiene tienda en Sabiñanigo: BiciAventura), por cómo falla será eso. Rodando y de normal va bien, pero cuando le das fuerza y necesitas subir, salta.. el cable no desliza bien sobre la funda. En breve estará a puntito y fenómena. La verdad es que es una pedazo bicicleta, si alguien tiene una Scott Spark sabrá de lo que hablo.  

Hasta la semana que viene. Y cuidado con la bicicleta, al igual que con el coche, no hay despiste que valga.

QUÉ NOS HA PARECIDO LA MARATON MONEGROS BTT

Realmente venía concienciada
que no me iba a gustar mucho. Y eso que hemos tenido suerte con el
tiempo, ha venido bien que lloviera, porque ha sido lo justo para que
no esté todo de barro-arcilla y sea imposible andar, y además ha hecho
que no haya tanto polvo como decían que suele haber otros años.

A nosotros nos gustan rutas más técnicas, con subidas y bajadas
más trialeras, y no llanear tanto con la mountain. Esta es una marcha
para gente acostumbrada a llanear mucho. El paisaje no lo considero como bonito. Eso si, zonas chulas si tiene. Lo que si está bien es el ambiente.. y por eso nos hemos animado. La verdad es que ha merecido..

AQUI TENÉIS LAS FOTOS DEL FIN DE SEMANA

Como siempre, si os encontráis en alguna y queréis que os la pasemos en tamaño grande, decirnos cuál es a itxaspe[arroba]gmail.com

Fotos del Maraton de Monegros 2010. Orbea Bike & Music Festival

Y EL TRACK PARA GPS DEL MARATON DE MONEGROS
http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=878805